Históricamente el cacao ha sido uno de los granos más importantes para la agricultura, la economía y la sociedad nicaragüense; pasando de ser objeto de intercambio como la primera moneda del país hace muchos años, a ser uno de los principales productos del sector agrícola actualmente.

El cultivo del cacao se ha venido desarrollando favorablemente, contribuyendo de manera significativa a la economía del país a través de sus exportaciones y la creación de empleos. Actualmente, en Nicaragua se cultivan alrededor de 15,849 hectáreas de cacao, de las cuales el 54 por ciento se encuentra en manos de pequeños productores, generando más de 23,000 empleos directos en el campo. Esto a su vez representa una producción total de 15,290 toneladas, de los cuales un 67 por ciento se exporta a los mercados de Europa, Centroamérica y Estados Unidos, aportando US$7 millones a la economía nacional.

Una de las principales razones para el buen desempeño de este grano en los mercados internacionales es la alta calidad con la que se produce en el país, siendo esto ampliamente reconocido a nivel internacional. El cacao de Nicaragua es reconocido como uno de los mejores del mundo, de acuerdo a la Organización Internacional del Cacao (ICCO, por sus siglas en inglés), quien le otorgó al país la categoría de productor de Cacao Fino y de Aroma en el 2015.

Conscientes de la importancia que el cultivo de cacao tiene para el país, el Gobierno de Nicaragua ha venido desarrollando iniciativas de apoyo a los pequeños productores que contribuyen al fortalecimiento de este rubro; como por ejemplo la entrega de bonos tecnológicos a los productores de cacao para incrementar la siembra. Acciones como esta han permitido un crecimiento importante de este sector para el 2021, en donde se espera una producción de cacao de 17,670 toneladas, lo cual representaría un 7 por ciento de crecimiento comparado al año 2020.

Así mismo, el Gobierno de Nicaragua sigue comprometido con el crecimiento de este sector para el futuro, afirmando a través de su Estrategia Nacional para el Desarrollo de la Cacaocultura que durante los años 2020 – 2023 estarán trabajando en conjunto con las familias productoras en la conservación de la calidad del cacao nicaragüense, en el incremento de la productividad de las plantaciones y en el desarrollo de emprendimientos para la transformación con altos estándares de calidad que aporten a mejorar la rentabilidad del cultivo y los ingresos de las familias productoras mediante el acceso de mercados más competitivos.

Para más información contáctenos a pr@pronicaragua.gob.ni